La Demanda Fantasma de Payday Loans

Print this    

View this document (PDF)

Lea el informe completo (en inglés)>>

Lea el comunicado de prensa>>

Desde sus  principios en los 1990s, la industria de los préstamos del día de pago o "payday loans" ha establecido más de 22,000 tiendas, las cuales generan la cifra estimada de 27 billones de dólares cada año en préstamos.  Esa cantidad de préstamos, la cual es relativamente más pequeña que la cantidad documentada de otros productos financieros sin garantía como las tarjetas de crédito, es muchas veces citada como evidencia de la demanda de esos productos financieros.  Sin embargo, un análisis más profundo revela que la gran parte del volumen de los préstamos de "payday" hechos es generado por la deuda causada por el mismo préstamo, eso es porque los consumidores de ese producto tienen que sacar un préstamo nuevo poco después de saldar el préstamo anterior ya que el repago del préstamo original los deja sin fondos suficientes para pagar sus otras necesidades.

 RESUMEN DE LOS PUNTOS IMPORTANTES DEL INFORME

  • La gran mayoría de los préstamos de "paypay" son generados poco después que el préstamo anterior es pagado, de hecho, la mitad de los préstamos nuevos hechos ocurren durante la primer oportunidad que el consumidor tiene para saldar el préstamo anterior y el 87 por ciento de esos préstamos son hechos antes de dos semanas.

  • La "rotación" de los préstamos infla el volumen total de los préstamos de "payday" por más de $20 billones cada año, con tres de cada cuatro préstamos creando una nueva trampa de deuda.

  • Esta "rotación" de los préstamos le termina costando más de $3.5 billones cada año a miles de familias cada día de pago.

El "payday loan", el cual contiene rutinariamente tasas de interés anuales de 400 por ciento y más, requiere en un plazo corto un pago "bomba" que tiene que ser saldado en una sola cuota y que muchas veces constituye desde el 25 al 50 por ciento de los ingresos de ese consumidor.  Esa porción considerable del salario que es dedicada para pagar el préstamo, parece que es la que deja a muchos consumidores sin los fondos necesarios para cumplir con el resto de sus obligaciones y de esa manera son forzados a sacar otro préstamo casi inmediatamente.  De hecho, el periodo más común entre diferentes préstamos de "payday" es de un día o menos, lo cual concuerda con el hecho que los consumidores de este producto, sin la habilidad de saldar el préstamo y pagar por el resto de sus gatos al mismo tiempo, terminan atrapados en un ciclo de deuda.

Usando las tabulaciones de los datos públicos disponibles de estos préstamos, este informe examina la manera en que este producto funciona para más del 80 por ciento de las personas que sacan más de un préstamo durante el año.  Usualmente, esas personas terminan sacando préstamo tras préstamo consecutivamente, de hecho el 87 de todos los préstamos nuevos sacados por esas personas son generados durante el próximo periodo de pago.   Es por eso, que nuestro análisis revela que la mitad de todos lo prestamos hechos son generados durante la primera oportunidad que el consumidor tiene para saldar un préstamo anterior. 

Gráfico 1: Este gráfico ilustra los días entre cada préstamo que hace un consumidor con varios préstamos durante el año.

 

Este efecto de "rotación" de los préstamos anteriores cada dos semanas explica tres cuartos del volumen total de los préstamos hechos por los negocios de préstamos de "payday".  Casi 59 millones de esos préstamos, los cuales viene siendo más de 20 billones de dólares, son el producto de esa práctica.  En contraste, los préstamos hechos a personas que no sacan otro préstamo constituyen solamente el 2 por ciento del volumen total, además de eso, los préstamos hechos a personas que sacan un préstamo meses después de saldar el primer préstamo constituyen solamente el 5 por ciento de todos los préstamos hechos. 

Gráfico 2:  Esta ilustración demuestra el volumen atribuido al efecto de "rotación" de préstamos

Esta "rotación" de préstamos resulta en 3.5 billones de dólares en cargos cada año.  La importancia de generar esos cargos por medio de esos consumidores repetidos es claramente reconocida por los negocios de estos préstamos, quienes muchas veces ofrecen el primer préstamo gratuitamente o con grandes descuentos para poder atraer a nuevos clientes y convertirlos en consumidores de largo plazo. 

El diseño ingenioso de los préstamos del día de pago, con su pago "bomba" que es requerido después de dos semanas, inevitablemente causa que sus consumidores tengan la necesidad de sacar otro préstamo para poder satisfacer el hueco financiero que les queda después de pagar el préstamo original y tener que pagar por el resto de sus necesidades.  Mientras que pueda ser que necesiten un préstamo pequeño ocasionalmente, al ofrecerles un producto financiero con una cuota final tan grande en un periodo tan corto,  lo único que ese producto logra hacer es darles más daño que alivio económico. 

Los legisladores pueden eliminar los abusos asociados con estos y otros préstamos pequeños al proponer un límite de 36 por ciento en la tasa de interés anual que esos préstamos les pueden cobrar a sus consumidores.  La tasa anual de un préstamo refleja el costo de ese crédito y el periodo que le tomará al consumidor para salirse de la deuda.  Entonces, un préstamo que contiene una tasa de interés anual alta (como los préstamos del día de pago) es más difícil de saldar porque tiene un costo más alto y muchas veces un periodo de repago más corto.  Como la experiencia en 15 estados y el Distrito de Columbia ha demostrado, un límite de 36 por ciento protege a miles de familias de los peligros de estos préstamos abusivos y genera a otros productos financieros que sí les pueden ayudar a esas familias a pagar su deuda de una manera más razonable.

Además de este límite en la tasa de interés, lo legisladores y reguladores de la industria también deberían de considerar (1) el establecimiento de reglamentos parecidos a los que han sido apoyados por La Corporación Federal de Seguros de los Depósitos Bancarios (FDIC por sus siglas en inglés), los cuales limitarían la deuda que un consumidor pueda acumular durante el año por cada uno de esos prestamista;  (2) extender el acceso a los préstamo pequeños razonables y a las cuentas de ahorros para casos de emergencias; (3) desanimar el uso y la creación de otros productos financieros abusivos como los sobregiros bancarios. 

 

Published: July 9, 2009

Categories: Payday Loans